Nueva App! Acompañamiento energético online

Descubre cómo ahorrar en tu factura energética!

Ahora tenemos una nueva herramienta online gratuita para el acompañamiento energético y el descubrimiento de los principales factores que influyen en tu factura energética. Es una aplicación web sencilla pero práctica que te facilita y te guía para la introducción de los datos básicos y da consejos de ahorro. La herramienta de acompañamiento energético determina el potencial de ahorro de tu factura energética. Y obtienes un informe muy práctico!

Para poder utilizar la aplicación es necesario darse de alta con un correo electrónico y una contraseña con la única finalidad de que la Asociación Banco de Energía pueda conocer el nombre de usuarios que utiliza la aplicación y proporcionar la ayuda necesaria para obtener un informe energético útil y ajustado a cada caso particular. Si no se especifica expresamente, el correo electrónico del usuario no se utilizará para enviar ningún otro tipo de comunicación. Además, en ningún caso se harán constar datos personales para la realización del estudio dentro de la aplicación.

Para lograr determinar el potencial de ahorro es necesario introducir datos esenciales como las siguientes:

  • Municipio: fundamental para conocer la evolución anual de temperaturas exteriores.
  • Vivienda: características principales del hogar tales como tipo de vivienda, superficie, estado del aislamiento de las aberturas, personas que viven, días de vacaciones fuera de casa, suministros básicos de energía que se dispone y regulación térmica al invierno (si se dispone de calefacción) y en verano (si se dispone de aire acondicionado).
  • Sistemas eléctricos: relación de aparatos y sistemas eléctricos que se utilizan en el hogar, así como sus características principales.
  • Facturas: a partir de una factura de cada uno de los suministros de energía que se disponga, es importante introducir los parámetros principales y la distribución de consumo anual a través de las gráficas de consumo y de manera sencilla.

El resultado del potencial de ahorro se resume de forma global para el conjunto de suministros de energía y de forma detallada para cada uno de ellos. Se calcula el ahorro potencial en porcentaje y en euros anuales de ahorro.

Alerta! Es una herramienta de cálculo aproximado. Es posible que no pueda reproducir todos los casos particulares, pero sí una gran mayoría siempre que se introduzcan correctamente los datos.

El resumen de resultados incluye los datos principales a partir de las cuales se determina. Se utiliza el caso real, un caso de consumo estándar de referencia y dos tipos de consumos eficientes: un definido a partir de buenos hábitos de consumo y

mejoras de bajo coste, y otro teniendo en cuenta además, medidas de inversión (sustitución de aparatos por otros más eficientes).

En el caso del detalle de resultados para cada suministro de energía, se incluyen los consejos de ahorro aplicables tanto de optimización de contrato como de buen uso ordenados por orden de importancia en el logro del ahorro potencial.

Puedes ver una demostración de los aplicativos que te ofrece el banco de energía (Acompañamiento, Monitoreo y Seguimiento) entrando con el usuario demo (con contraseña demo @ be).

Ver también el ejemplo de informe de acompañamiento energético .

Aprende a utilizar la aplicación de acompañamiento energético

0. Inicio: ubicación de la vivienda

Para iniciar el proceso de acompañamiento energético, hay que identificar primero el municipio donde se ubica la vivienda. Esto permite caracterizar las variables asociadas a la zona climática, necesarias para ajustar los cálculos. Haciendo clic sobre el texto Muestra zona climática propuesta … se despliegan las gráficas de caracterización climática: una con los valores promedio mensuales (período 2010-2015) de las temperaturas medias diarias mínima, media y máxima; y otra con una aproximación de la intensidad de uso de los sistemas de calefacción y climatización (si se dispone) que sirve para comparar la rigurosidad térmica entre zonas climáticas y determinar los meses donde prácticamente no hay ni calefacción ni climatización.

1. Caracterización de la vivienda y el hogar

El gasto energético depende fuertemente de las condiciones de la vivienda y de cómo interactuamos a lo largo del año.

Primeramente hay que determinar si vivimos en un piso de un edificio plurifamiliar, o en una casa unifamiliar ubicada junto a otros, o bien en una casa a cuatro vientos (sin prácticamente contacto con otros edificios de alrededor y, por tanto, más expuesta a las condiciones climáticas externas).

Es importante también caracterizar brevemente qué superficie útil interior tiene la vivienda, y que condiciones de aislamiento térmico están las aberturas (puertas y ventanas). A tal efecto se entiende que están bien aisladas si cierran bien, disponen de doble cristal y el marco y la posible caja de persiana están aislados. Asimismo, se entiende que están mal aisladas si son de vidrio simple y / o no son estancas (pasa el aire por grietas o rendijas). Para cualquier situación intermedia, se recomienda mantener la posición central del control.

También hay que caracterizar el número de personas que viven en la vivienda. Además, como que el análisis que se realiza es de carácter anual, es importante definir el número de días del año que la vivienda se queda vacío por vacaciones (de 0 a 35 días). Para realizar los cálculos se hace el supuesto simplificador de repartir los días de vacaciones fuera de casa por lo que una cuarta parte de los días se colocan en el mes de marzo (habitualmente vacaciones de Semana Santa) y tres cuartas partes de los días de vacaciones se consideran el mes de agosto (vacaciones de verano).

Resulta muy necesario identificar qué tipo de suministro de energía tenemos a la vivienda para cocina, calefacción y agua caliente. El tipo puede ser electricidad, gas u otra fuente de energía (butano, gasóleo, biomasa, …). El acompañamiento energético se centra en las facturas de electricidad y gas, siempre que se disponga.

Asimismo, es interesante definir si se dispone de energía solar térmica para el agua caliente (se entiende que mayoritariamente está asociada a sistemas con acumulador eléctrico) o si el calentador de agua es de llama permanente (siempre tiene la llama piloto encendido) o no.

Finalmente, en el ámbito de caracterización de la vivienda y el hogar, es fundamental conocer cómo se hace la regulación de la temperatura de confort tanto en invierno (calefacción, termostato de la izquierda) como en verano (aire acondicionado, termostato de la derecha).

Si se dispone de calefacción eléctrica o de gas, se habilita automáticamente el termostato de temperatura de confort en invierno (izquierda), que hay que ajustar con los botones correspondientes. La zona de termostato dispone de la posibilidad de definir el porcentaje de superficie de la vivienda que calefactado. Por defecto se supone que hay calefacción en toda la vivienda, pero si no es el caso (porque tenemos una parte de la vivienda cerrado, sin uso, o porque tenemos elementos de calefacción portátiles), se puede modificar con el control que hay bajo la imagen del radiador.

Si en verano se utilizan elementos de climatización tipo aire acondicionado, para habilitar el termostato hay que definir qué porcentaje de la vivienda dispone de climatización (es habitual que se utilice en lugares puntuales de la vivienda pero no en todas las estancias ). Posteriormente, se define la temperatura de confort que se suele fijar.

Una vez introducidos todos los datos de la vivienda, se puede pasar a la siguiente sección pulsando el botón Siguiente.

2. Sistemas eléctricos existentes en el hogar

El consumo eléctrico de los diferentes electrodomésticos y sistemas eléctricos puede aproximarse razonablemente bien y sólo requiere de una identificación básica de aquellos electrodomésticos que se utilizan (aunque sea puntualmente) y, en algunos casos, de si son más bien nuevos(eficientes ) o antiguos (de más de 10-15 años).

Primeramente se hace una caracterización del tipo de tecnología de iluminación presente en el hogar, identificando el porcentaje de luces LED. Si toda la iluminación de la vivienda es normal (incandescentes o halógenas), entonces el porcentaje es 0 y el control debe situarse a la izquierda.Si ya se ha hecho el cambio a iluminación LED de todas las luces, entonces el porcentaje es 100% de luces LED y el control debe situarse a la derecha. En un caso intermedio, hay que valorar qué porcentaje de luces LED se dispone. En el caso de tener iluminación de bajo consumo o con fluorescentes convencionales, se puede suponer que equivalen a un 40% de iluminación LED.

En el caso de televisores y ordenadores, se hace el supuesto de equiparar televisores y ordenadores eficientes (TV LED y portátiles u ordenadores de bajo consumo) frente a televisores y ordenadores antiguos (ordenadores PC tipo torre). En este caso, se deben identificar por un lado el número de televisores y ordenadores eficientes, y por la otra el número de televisores y ordenadores antiguos.

En el caso de la lavadora de ropa, hay que definir si siempre se lava con agua caliente (control situado a la izquierda) o siempre se lava con agua fría (control situado a la derecha) o una situación intermedia (más a menudo con agua caliente que fría o al revés).

Finalmente, aunque para una primera aproximación no sería necesario, el sistema permite ajustar los cálculos identificando la intensidad de uso que se hace de algunos electrodomésticos: horno, microondas, lavavajillas, secadora de ropa, plancha, aspiradora, secador de pelo , calefactor eléctrico de baño. Para ello hay que hacer clic sobre el símbolo >> que aparece en el lateral del sistema. Inicialmente se muestra el valor por defecto que se considera para los cálculos. Si se cambia este valor, el sistema lo recordará y se mostrará siempre.

Una vez introducidos todos los datos de los sistemas eléctricos, se pueden grabar los datos y pasar a la siguiente sección pulsando el botón Siguiente.

3. Facturas: consumo anual de electricidad (y gas)

Para el acompañamiento energético es fundamental analizar las facturas de los suministros de energía (electricidad y gas, si se dispone).

Es muy importante mencionar que, al hacerse un análisis anual, es imprescindible introducir el consumo de todo un año para que los resultados que se obtengan sean coherentes.

Todos los datos se pueden obtener de una sola factura. Por lo tanto, es importante tener a mano una de las últimas facturas de electricidad (y gas, si corresponde).

Los datos de las facturas que el sistema pide son las mínimas imprescindibles. El aplicativo reproduce los apartados habituales de las facturas de electricidad y gas, indicando los datos que se encuentran en cada apartado. Para facilitar la localización en una factura real, se puede hacer clic en el apartado donde puedes encontrar los datos de tu factura aunque no todas las compañías muestran los datos de igual manera. Asimismo, en caso de necesitar más ayuda, lo podemos hacer desde el banco de energía, sólo tienes que hacer una fotografía o escanear tu factura, seleccione el archivo en Elija un archivo y hacer clic en Enviar.

El sistema para introducir los consumos anuales es muy sencillo. Hay que fijarse en la gráfica de histórico de consumos que aparece en la factura y:

  • con una regla, medir la altura de la última barra de consumo (en milímetros) -correspondiente al consumo facturado en la facturación y colocar el valor en la casilla Altura gráfica equivalente del recuadro Detalle de consumo;
  • seguidamente, ir midiendo las diferentes barras de consumo de los 12 últimos meses (cada mes o cada dos meses, según sea la factura) y colocando la altura de las barras en el campo correspondiente, de manera que se calculará automáticamente el consumo aproximado de cada período;

La suma de los valores de energía consumida (kWh) correspondería al consumo anual. Es importante este consumo anual sea coherente.

En caso de que se conozca el consumo real de las facturas del periodo anual, se puede colocar directamente el valor de consumo en la casilla de altura siempre y cuando también se defina una altura gráfica equivalente de valor igual al consumo total facturado, como se puede observar en el caso de ejemplo de la factura del gas.

Una vez introducidos todos los datos de los sistemas eléctricos, se pueden grabar los datos y pasar a la siguiente, que realiza los cálculos para obtener los Resultados del acompañamiento energético.

4. Resultado: potencial de ahorro y consejos

Los resultados del acompañamiento energético se proporcionan en tres subpestañas: Resumen global, Electricidad y Gas (si corresponde).

Al Resumen global se proporciona el potencial de ahorro global (electricidad + gas si los hay).Concretamente se indica, en términos de energía y de coste anual aproximado:

  • Consumo REAL: suma de los consumo energético anual real (obtenido de la facturas) tanto de electricidad como de gas, en su caso.
  • Consumo ESTÁNDAR estimado: consumo energético anual correspondiente a un hogar estándar de características similares. También se
  • Consumo EFICIENTE sin inversión: consumo energético anual correspondiente a un hogar de características similares que aplica medidas de gestión energética (hábitos) y mejoras de bajo coste para reducir el consumo de energía.
  • Consumo EFICIENTE con inversión: consumo energético anual correspondiente a un hogar eficiente en el caso de realizar mejoras de inversión para la sustitución de aparatos antiguos, en su caso.

En el apartado de Resumen globa l también se incluye la posibilidad de generar el informe en PDF descargable y puede aparecer también según el caso, un recuadro invitando a colaborar con el banco de energía compartiendo de forma solidaria una parte de el ahorro potencial alcanzable, adhiriéndose a la # EstalviarPerCompartir.

El detalle de los resultados para los casos de Electricidad y Gas se muestran en las subpestañas correspondientes y detallan no sólo el potencial de ahorro sino también las acciones y las recomendaciones aplicables para reducir el coste económico de los suministros de energía.

En el caso de la Electricidad, se hace un análisis tanto del término de energía (consumo, parte variable de la factura), como del término de potencia (coste fijo de la factura) en la que se hace una propuesta de potencia contratable en base a la información proporcionada. Además, si se dan las condiciones, en este apartado se puede modificar la aplicación de las diferentes modalidades de bono social para tenerlas en cuenta a la hora de calcular el potencial de ahorro (descuento aplicable tanto al cabo de energía como el término de potencia de la factura).

La nomenclatura * 1 indica el caso EFICIENTE sin inversión (medidas de gestión y mejoras de bajo coste: G + BC), y * 2 indica el caso EFICIENTE con inversión (I + G + BC).

 

El listado de acciones y consejos de ahorro se dividen en tres secciones:

  • consejos de optimización del Contrato, donde se indican las acciones que se pueden realizar y se rayan aquellas acciones que no se pueden aplicar ya sea porque ya están contempladas en el contrato actual o no es posible acceder a ella por algún otro motivo;
  • consejos de optimización de Consumos (Gestión + Mejoras de Bajo Coste), listado de forma priorizada de acuerdo con la mayor contribución al ahorro (indica una aproximación al% de ahorro estimado alcanzable);
  • consejos de inversión, en caso de existir, igualmente listados de forma priorizada.

Explicado parece muy largo y complicado, pero sólo hay que tener claros un par de conceptos y todo resulta muy fácil y sencillo de utilizar 🙂